SB 24
Octubre - noviembre 2014
SB 23
Agosto - septiembre 2014
SB 22
Junio - Julio 2014
SB 21
Abril - Mayo 2014
SB 20
Febrero - Marzo 2014

Propósitos vs. Resultados. El fino y delicioso arte de procrastinar los propósitos de fin de año

Todos los años pasa exactamente lo mismo. Es 31 de diciembre, 11:55 de la noche. La Tía Nena quiere ir al baño, sus hijas la detienen: «aguántate tantito más, mamá, que ya va a ser año nuevo». A las 11:58 el abuelo llama, por octava vez, al 030; le dan la hora y él, caballeroso, atento, responde con un «muchas gracias, señorita, feliz año». A las 11:59 vuelve a llamar, le vuelve a dar las gracias a una máquina y grita «¡faltan 60 segundos!».

Comienza la cuenta regresiva; todos cantan «59, 58, 57…». La Tía Nena reparte racimos con 12 uvas. Los sensatos se las comen enseguida –todos los demás nos remitimos al gin tónic que gracias a las navidades tenemos en nuestras manos.

Cuando la cuenta regresiva llega al 12, comenzamos a atragantarnos; no sólo tratamos de tragarnos 12 uvas en 12 segundos, sino que con cada uva tenemos que pensar en un deseo para el siguiente año –deseos que luego se convertirán en propósitos. Obviamente, a la quinta uva el único deseo que podemos tener es no ahogarnos. El deseo se cumple: con la décima uva no nos ahogamos, pero una pulpa medianamente deglutida comienza a salirse por la nariz. La onceava y doceava uva (va-va-va) salen evidentemente volando por la ventana.

Sobra decir que, ante esta casi vomitiva tradición, fracasará cualquier tipo de deseo o propósito que uno pueda tener para el año que entra.

 

Propósitos de fin de año

Resultados en el año


Hábitos: desvelarme menos. Hábitos: ¡buenos días, cafeína!

Deporte: hacer más ejercicio, con orden y disciplina; es decir, practicar un deporte, el que sea. Deporte: un mes de Insanity y otros once de ir caminando al Oxxo. Eso sí, cada fin voy al estadio.

Nivel alcohólico: en la cúspide del maratón Guadalupe-Reyes, dices algo así: «todo el alcohol que tomaré el siguiente año se reducirá a chocolates con rompope». Nivel alcohólico: el 7 de enero compras siete cajas de chocolates con rompope y aguantas hasta el 14 de febrero, cuando inicias el maratón Vale-Madres (termina el 10 de mayo).

Regalos navideños: «el año que entra sí le daré regalos a todos». Regalos navideños: «el año que entra sí le daré regalos a todos».

Economía: ahorrar, de menos, el 15% de mis ingresos. Comprar, además, una alcancía. Economía: tres meses de ahorro que terminan en un iPhone 5 que te roban por ahí de abril.

Viajes y vacaciones: guardar todos los días vacacionales que te da tu empresa para hacer un gran viaje por ahí de octubre. Viajes y vacaciones: entre permisos inservibles y resacas moribundas, te gastas tus vacaciones antes de Semana Santa.

Propósitos de fin de año

Resultados en el año


Dietas: ir al nutriólogo y mantener un régimen estricto para poder presumir el bikini en las vacaciones de verano. Dietas: aunque no te salió el mono ese en la rosca de reyes, el día de la Candelaria te das un atascón de tamales.

Amistades: ser más amigable y rescatar a los amigos de la universidad. Amistades: tengo 150 nuevos amigos en Facebook que no conozco o no recuerdo.

Planeación familiar: prepararme para tener un hijo. «Planeo mi descendencia». Planeación familiar: aumento mi colección de Kidrobot. «Disfruto mi decadencia».

Lectura: leer, por lo menos, media hora al día. Lectura: todos los días leo el feisbuk.

Pretensiones profesionales: abrir mi propia empresa y cambiar al mundo. Pretensiones profesionales: preparé el café en la oficina, cambié ligeramente las mañanas.

Pretensiones personales: escribir una novela, un libro de cuentos o una serie de ensayos. Pretensiones personales: escribí un par de muy buenos tuits. Hasta obtuve algunos favs.

 


Artículos Relacionados:

La imagen urbana: «Mosca muerta», de Sixto Em...

La foto que aparece aquí arriba fue la ganadora de la primera edición de La imagen urbana. La tomó Sixto Emmanuel Picones. El line up del pasa...

Leer más
Libro vs. Ebook - Sada y el bombón

Libro Vs. e-book: el mamotreto análogo contra...

Después de que Stieg Larsson vendiera más de un millón de e-books, la lucha está más presente que nunca. A principios de los 80s, MTV dijo «¡y...

Leer más

Perreo vs. Baile de cachetito –las dos catego...

La comprensión exige simplificación. La realidad, para ser comprendida, debe categorizarse. Es un proceso de abstracción filosófico: destilar el ...

Leer más
Navidad - Sada y el bombón

Santo Clos vs. Niño Dios

Sada creció con el mito del Niño Dios; el bombón, con el de Santo Clos. Mientras ella pasaba las navidades en la Isla del Padre (en los ochentas era cool), él interpretab...

Leer más

Publicidad